a:hover { text-decoration: underline;

martes, 11 de agosto de 2015

Quiero un lugar … que ya vivo en él

 DSC09794 (Large)
Playa san Juan – Alicante
11 agosto 2015 

Vagaba a mis anchas por uno de mis lugares favoritos y en un alarde de rebeldía, desoyendo cualquier recomendación, si, puse pies y piernas desnudos y culo en “sorra” y mojaba todos ellos en el agua bendita de mi mar mas querido. Me acordaba de aquél entrañable poema de uno de mis mas queridos autores cuando se atrevió a proclamar ese invento que algunos aún llamamos amor: “Quiero volver al centro de tu piel, quiero beber tu fuente de saber, quiero olvidar que afuera sigue igual, que todo se quedó del modo en el que todo empezó”.

Andar, vagar o cualquier otra interpretación de como sumergirse en el tiempo perdido, es cosa baladí, inoportuna y hasta estúpida. Quizás creas que los sentimientos se agolpan con el tiempo en un único espacio, en el de la incomprensión y hasta en el del olvido. Por eso cuando ves que tus lágrimas siguen brotando con y por los sentimientos y por esa extraña forma de entender la vida, piensas que nada ha cambiado, que todo sigue igual, que todo, milagrosamente, sigue como estaba. Quizás la serenidad, a veces, presente algún aspecto menos vistoso al lóbulo emocional, pero todo sigue igual. Me alegra saber que me han pasado los años, si, pero los sentimientos están donde estaban. Cuando hace tantos y tantos años, cantaba esa canción que me embriagaba el alma, quiero un lugar, nunca pensé, ni hubiese podido creerme, que ya vivía en él.




 Enrique Tarragó Freixes  -  (etf-etc-etl)

¿Viste lo que hicimos?: http://bit.ly/1tVhOPd - (Página de enlaces)


6 comentarios:

  1. ¡Qué bonito, Enrique, qué bonito!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Tracy ... "por tu bendita culpa" he tenido que volver a leerlo y sí, es bonito y lo mejor, aún, es que es real.
      Un abrazo de miércoles y, ah, repito, gracias por tus palabras.

      Eliminar
  2. Hola. unas palabras preciosas. Lo mejor es que con el tiempo has podido constatar que ya estás en el lugar que querías. Seguimos en contacto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Marta ... te llevas dos sorpresas que cuando eres joven ignoras que algún día pueden pasar, lo primero es que eso de hacerse viejo nos llega a todos, y lo segundo es que el lugar soñado existe.
      Un abrazo, Marta.

      Eliminar
  3. Hay lugares del mundo que hacen nuestra vida más hermosa
    y lo apreciamos cuando estamos lejos de ellos y cuando estamos cerca más.
    Para mi, Granada city, mis raíces de tierra, lo es.

    Gracias por compartir tu post.

    Un abrazo fraternal de MA.
    El blog de MA.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y los inmateriales, los intangibles, más, mucho más, Ma.
      Un abrazo de jueves ... noche

      Eliminar