a:hover { text-decoration: underline;

viernes, 3 de marzo de 2017

Viernes ... ese día de pecado


03 marzo 2017

"¿Y a ti, Enrique, por qué te gustan los viernes?", me pregunta la Loli en un ademán muy femenino, muy sexy, pero mirando, descaradamente, hacia la mesa donde está sentado, muy solo, Antoine.

La niña de la cofia, de nombre impronunciable y que yo llamo cada día Katiuska o cosas así, me dice: "No le hagas caso a la Jefa, Enrique, es que ayer no tuvo su mejor noche ..  le falló una cita a cenar y luego a lo que sea, y no hay quien la aguante hoy" - Cierto, no hay nada peor que una mujer despechada, pensé.

Arturo intenta hablarme de la cosa del autobús contra la transexualidad y prefiero no oírle, lo cual me resulta fácil, solo tengo que ponerme a escucharle por el lado izquierdo, (mi oído sordo no recuperable, ni siquiera para los de Gaes). Luego me enteré  que lo que quería contarme Arturo es sobre eso de la multitud de Memes que se han montado en Internet sobre el dichoso Bus. Ahora entiendo, (cuando la Loli, en un susurrante comentario a mi oído bueno), me lo ha explicado y así he entendido el risoteo final de mi amigo Arturo cuando se lo contaba a mi sordo oído.

La Loli se estaba poniendo caprichosa conmigo pues mi amigo Antoine seguía enfrascado en solitario en tomarse, uno tras otro, sus adorados, respetables y hasta nostálgicos, chupitos de Marie Brizard,  y ella quería hacerle saber su deseabilidad por otros, dada su inapetencia aparente hacia ella por parte del rey del Brizard. No tuve más remedio que - sin retirar la cara - decirle, (aprovechando que en aquel momento sonaba en las ondas del Ateneo una de las clásicas de la música adorable e irresistible al movimiento, de Barry White: ¿Bailas Niña? ... y entonces se produjo el final inesperado de cualquier novela de bolsillo ... El chico, (Antoine, en este caso), se levantó de su silla y dijo ... "Cette dame ici juste danser avec moi - Esta vieja solo baila conmigo" ... y todos, en un alarde de sentimentalismo y amistad viejuna y algo labriega, se pusieron en pie a aplaudir ese gesto del Francés que en público supo demostrar que algo siente por quien le quiere aunque él, muchas veces, quizás demasiadas, haga lo imposible por ignorarlo. "Cosas de hombres"  ... dijo nuestra más veterana cafetuliana de las madrugadas ... "y de mujeres que lo consienten" ... dijo nuestro más viejo y joven Arturo.  

Viernes ... ¿Un día de pecado? ¿Venial?



Enviado desde S6+Edge





enriquetarragófreixes



5 comentarios:

  1. Me la he encontrado y me ha preguntado por qué los viernes te pones tan meloso y vital. Yo le he contestado por ti; “El cree que vas a descansar como Él, el domingo”. Pues no, me ha respondido Ella con sonrisa socarrona. Feliz tarde.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eres genial, amiga María Paz. BADÍAS Que añadir... un abrazo muy fuerte de viernes.

      Eliminar
  2. Llego tardísimo.
    Enrique, en serio, deberías escribir una novela sobre los "personajes del Ateneo", simplemente hilando bien todas estas historias que nos cuentas sería un magnífico libro :)
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ME LO HAN OFRECIDO YA, PERO DEBIERAN SER HISTORIAS NUEVAS Y YO YA NO TENGO EDAD PARA TANTO.
      GRACIAS POR TU ESTÍMULO, GRACIAS.
      UN ABRAZO DE LUNES

      Eliminar