a:hover { text-decoration: underline;

lunes, 1 de septiembre de 2014

Vivir ... ¿Para qué?

Divide y vencerás

01 septiembre 2014

Una de las mayores maldades que esconde la mente humana es la de su tendenciosa soberbia. Para los amantes de la infidelidad conyugal lo esencial,  como no, es, siempre, negarlo todo y el caso más sorprendente es que cuando la ofendida es mujer, también. Los que roban al pueblo se mantienen fuera de la humildad y fuera de cualquier muestra de arrepentimiento,  cual  supondría reconocerlo, pero suelen mostrarse tan soberbios o más que nunca, como puede verse en el caso del catalán por excelencia,  Pujol,  el castellonés Fabra o el balear Mata. El ladrón aquél que la semana pasada robara y arrastrara por el suelo a una anciana en la Barcelona vieja mientras le robaba, al tirón,  su bolso, hoy está en la calle esperando juicio mientras sigue tironeando por Las Ramblas. Antonia, que se atrevió a llamar al 016 denunciando maltratos ha descubierto que ahora está peor que antes pues le han dicho que mientras no la mate, a él, la Policía, ni ninguna Ley, nada pueden hacer por ella, ni aún menos, nada contra él. Pedro, un vecino amigo, denuncia que en el Pub-Bar de abajo se arman escándalos en plena calle con eso de que salen a fumar y lo hacen durante toda la noche y hasta las cuatro de la madrugada y eso sucede sin que intervengan los Municipales pues, al parecer, lo de aquí empieza a ser como lo de NY y su Policía.

Mientras, uno tras otro, los tertulianos de la cafetería de la bohemia de la madrugada alteran su pulso y su TA contando las desgracias de la Sociedad que hemos creado, un chaval de unos treinta y tantos,  familia de Leonor,  que había estado callado todo el tiempo,  nos dice ... "Oídme,  viejos: ¿Cuál es vuestro mensaje? ... ¿Vivir para qué? " - Y en eso que Antoine, hoy muy sereno, le contesta ... "No hijo,  no, todo lo contrario, solo lo contamos para que no caigáis en los mismos errores que todas las generaciones solemos cometer, siempre, por culpa de nuestro negativismo a la hora de ser capaces de pensar en las generaciones futuras"


Enviado de Samsung Mobile Note III


 Enrique Tarragó Freixes  -  (etf-etc-etl)

 Esta bloguería se publica, a la vez, en: http://bit.ly/1tVhOPd - (Página de enlaces)
 




2 comentarios:

  1. Muy buena lección, aunque no sé si el joven la entendería.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que no, Tracy, antes de que Antoine, terminara, empezó a teclear en su móvil.

      Eliminar