a:hover { text-decoration: underline;

sábado, 24 de diciembre de 2016

Anna, Mozart y Elvira Madigan


24 diciembre 2016 - 2014


Hace muchos años, muchos, conocía a una niña que tenía un corazón de oro, palabras de ángel y sabiduría de un científico. A los 14 le perdí la pista, ella se fue al Conservatorio y yo a Pedralbes a estudiar como controlar el ladrillo bien puesto. No recuerdo su nombre, creo que se llamaba Anna, pero cuando salíamos al recreo, (niños y niñas íbamos a clases diferentes), se hacía llamar Elvira, Elvira Madigan. Tardé algunos años para que me dejaran conocer a Mozart y algunos más saber por qué se llamaba así uno de sus temas más conocidos.


2 comentarios: