a:hover { text-decoration: underline;

miércoles, 28 de enero de 2015

Sociología moderna: Los “Back Taxes”, los “Safe Harbor” y los “Glamor stock”

1324127609_annie7

Fotografía de Annie Leibovitz 

28 enero 2015 -  2013

Unos 55, camisa negra, pantalón negro, americana negra. Delgado, chico Spa y con un enorme hedor a colonia tipo Nike. Voz segura, contador de cuentos imposibles y ojos en búho de cada fémina que entra en el local, tras dedicarles una mirada de cineasta de película grosera a tope, es decir, ojos, tetas, piernas y culo, por ese orden. “Mira Julián”, le dicen, “este es Enrique”, concluyen. Tengo suerte y la mirada hacia mi ha sido solo como el del burro con orejeras a un semáforo en rojo. “De modo que tú eres el famoso Enrique” – “¿¿??” – “Si, hombre, ese que los pone a caldo en el Blog y que tanto les haces reír a pesar de que les cambias el nombre en tus cuentos ¿No serás del Barça, encima?”. Bueno, tras un largo escarceo verbal, dejándome claro  que él es quien la tiene mas larga que nadie en el mundo y enterado que es profesor de nosequé en Sociología y que tiene una empresa de Marketing o algo así, me empieza a contar algo que, curiosa y extrañamente, me ha llenado de interés. Hago un extracto, algo novelado, de su tesis sobre lo que hace que un Blog sea multimillonario en audiencia:

    • Mira, Enrique, un blog para que sea leído, tiene que tener, al igual que sucede en el buscador de Google, tres o cuatro palabras y otros tantos conceptos que son de imprescindible uso en su contenido. Las palabras o conceptos tales como: Trabajo productivo, emprendedores, eficiencia energética, sostenibilidad o sostenible, deben ser aplicadas, como adjetivo, a cualquier concepto que intentes explicar o desarrollar. Por ejemplo, ¿Qué hablas de arquitectura o de Urbanismo?, pues tú siempre le añades la palabra mágica de sostenible,  ¿que quieres hablar de cocina?, pues ya sabes y si hablas de actitudes hablas de lo que sea pero no se te olvide añadir siempre la palabra emprendedores.

    • Ah, imprescindible, siempre, hablar mal del gobierno, sin pasarse y sin demostrar que eres de partido político alguno, solo eres un liberal, eso está muy de moda entre la progresía. Y si te preguntan que eso que es, pues ya sabes, les sueltas eso tan sufrido de: “Con vosotros no se puede hablar de nada serio”.

    • También es imprescindible que, de vez en cuando, sueltes en tus artículos, tres o cuatro párrafos en Inglés o que hagas referencia a artículos del NY Times o del The Economist, eso impresiona mucho. Lo de hablar de artículos de Cinco Días o Expansión, ya no es nada progre, amigo.

    • Para terminar te diré que hay algo aún mas importante que nada de todo lo que te he contado y que no sería, tan solo, lo de soltar varios conceptos en inglés cuando escribas algo temático. Sueltas un Back Taxes o un Safe Harbor en cualquier conversación con tus amigos del ladrillo y los dejas pensando que eres el Rey del Mambo. Es decir, hablamos de términos poco usados. Lo del Hashtag, Cash Flow, Back Up, Bad Check u otras imbecilidades de uso diario por los progres de pacotilla, de eso nada, tú a lo duro. Ah, no debes preocuparte de acordarte de su significado, nunca te lo preguntarán pues eso supondría dejar de manifiesto su ignorancia y ya sabes, no hay nada mas vulnerable que un macho empresarial que no puede lanzar sus feromonas por doquier. No obstante, si tu público es femenino, entonces este último consejo quizás no te valga, pero en fin, inténtalo.

Boca abierta, sonrisa en faz y dejándome con diez euros menos, se ha marchado Julián y su porte de chico guaperas, del brazo de una señorita que, al parecer, era su eficaz y eficiente, ayudante y, según dice, la reina de sus Glamor stock.

 

 Enrique Tarragó Freixes  -  (etf-etc-etl)

 Esta bloguería se publica, a la vez, en: http://bit.ly/1tVhOPd - (Página de enlaces)
 

 

.

2 comentarios:

  1. me doy por vencida con vos
    gracias por tus bellos comentarios
    este texto no parece tuyo besitos
    me ha gustado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizás, Mucha, te haya gustado por eso, porque no parece mío. Me alegro.
      Un abrazo y, ah, leerte es, para mi, un placer venial, pero pecado, siempre.

      Eliminar