a:hover { text-decoration: underline;

sábado, 2 de enero de 2016

Año Nuevo, la Radetzky y el cerrojo del despacho

02 enero 2016

Las once y cuarto de la mañana. “Pon la televisión que no llegamos a tiempo”. Y así hemos estado con ellos, con  la Filarmónica de Viena y Maris Jansons, durante la primera y segunda parte de esa fervorosa tradición familiar que supone oír el Concierto de Año Nuevo desde Viena. Algo que nadie debiera perderse por muy día de Año Nuevo que sea y por muy cabezones que se pongan todos los enanos a la hora de incordiar a todo el mundo para llamar nuestra atención.  En la calle no se oía ni un solo ruido, ni los pájaros –(Claro que para ello nos tuvimos que encerrar con llave en la habitación, pues los del bar de abajo parecía que estaban celebrando el fin del mundo en modo orgásmico y los enanos andaban jugando con su Wii, su Fifa 15 y su martirizante karaoke, haciendo más ruido todos ellos que los cerditos en el matadero de El Pozo de Alhama) … aunque hay muchas, ahí va una perla del mismo. (En internet está todo o casi todo el concierto, ya).


2016 HD Marcha Radetzky March. Johann Strauß Vater .Maris Jansons. New Year’s Concert Vienna

El concierto siempre termina con varios bises después del programa principal (propinas que no están incluidas en el programa). Los músicos entonces desean colectivamente un feliz Año Nuevo (Prosit Neujahr), y terminan con el vals de El Danubio Azul de Johann Strauss hijo, seguido de la Marcha Radetzky, de Johannn Strauss padre. Durante esta última obra, la audiencia aplaude al compás y el director se vuelve para dirigirla, durante breves instantes, en lugar de a la orquesta. Un quiebro en la tradición en tiempos recientes fue durante la edición de 2005, dirigida por Lorin Maazel, cuando el programa terminó con el vals del Danubio Azul como una señal de respeto por las víctimas del Terremoto del Océano Índico de 2004.



enriquetarragófreixes  -   (etf-etc-etl)




  ¿Viste lo que hicimos?: http://bit.ly/1tVhOPd - (Página de enlaces)


No hay comentarios:

Publicar un comentario