a:hover { text-decoration: underline;

miércoles, 24 de agosto de 2016

Una vida sin futuro ...


24 agosto 2016

"No me rindo, nunca lo he hecho, pero nada sería posible, amigo Enrique, si no fuera porque todavía tengo mucho por hacer ... y, sobretodo, porque me hagan" - Así me despedía esta madrugada mi amigo Julián, ese chulapo del Madrid más rancio, tras contarme que la lotería de ese mal de males se ha cebado en él. 

Matilde, a la que el mal de males la ha tenido bajo mínimos vitales en los últimos dos años y que ahí sigue, luchando, se me acerca y al oído, me dice: "Solo con ganas de vivir se puede superar, pero Julián miente, le he visto llorar esta madrugada sentado ahí, frente al mar, en tu banco. Está tremendamente asustado."

La Loli, nuestra Jefa de Barra, lanzó, a continuación,  el discurso loable de hoy para la reflexión: 

"De que coño sirve tanto cuidarse si luego, detrás de cualquier esquina, te espera la inevitable. No perdáis ni un segundo en contemplar vuestro ombligo, dejad de quejaros y aprovechad todo el tiempo que os queda en disfrutar de la vida ... no dejéis nada para mañana ... ni para vuestros herederos, vivid como viven ellos, vivid como si mañana fuera hoy. Hacedme caso, por favor". 

El silencio profundo, tras el discurso de la Loli, quedó truncado cuando Juan se levantó de su mesa y empezó a aplaudir de modo ruidoso y pausado que, al instante y de modo paulatino, hizo mella en todos y se formó, allí mismo, un gran y numeroso espectáculo de gente rabiosa por eso, por querer vivir ... todos estábamos en pie y aplaudiendo silenciosamente, rabiosamente.




Enviado desde S6+Edge





enriquetarragófreixes




2 comentarios:

  1. La vida es el ahora es lo que me iba temiendo mientras pasaba mis treinta años, y ahora con cuarenta aprovecho y vivo lo que me toca vivir. Sin quejas, ni reproches porque no quiereo perder el tiempo. Quiero vivir, estar en paz conmigo misma y ser feliz.

    Un abrazo Enrique.

    P.D. gracias por tu inspiración que revitaliza mi mente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La inspiración es solo fruto de mis penosos y muy blancos mechones de pelo, amiga Tania. Si te ha servido, me alegro.
      Un abrazo infatigable amiga

      Eliminar