a:hover { text-decoration: underline;

sábado, 15 de abril de 2017

La vida, casi siempre, está en otra parte, muy cerca.


Fotografía de Jeanloup Sieff - (Muy Cerca)

15 abril 2017


A veces, como me ha sucedido hoy, pienso que he escrito esto mismo una cien veces, aunque nunca me acuerdo donde:


Cada día es un poco más difícil  llegar con el calcetín matutino a la punta de los pies, para luego subir poco a poco, como si de un lagarto se tratara, y llevarlo hasta la rodilla, todo ello casi como si de una prueba de acceso al ejército se tratara para mi.. ¿Me habrán crecido los dedos de los pies?, no lo sé, pero están lejísimos.

Bueno, por contra, y gracias al Wii, consigo levantar la pierna hasta la que la rodilla llega a la altura del ombligo y mantenerlo allí algo más de 30 largos segundos, sin problema, mientras con la otra aguanto, en equilibrio, todo el cuerpo, hasta que ¡zas! beso el suelo.

Ni que decir tiene como se me están poniendo los brazos como los de un mono, pues sus amigas las piernas del mismo esqueleto están de un vago que no se pueden llevar ni a un paseo mas o menos normal sin que te pegues un par de sobresaltos porque sus pies han decidido tropezar con todo aquello que levante mas de dos micras del suelo.

Bla,bla, bla …

No, no creo, ni quiero hacerme pesado, este es un mensaje para todo aquél que no sepa que la vida, casi siempre, está en otra parte de donde él cree que está, y esa parte, casi siempre, está muy cerca. Daros prisa, el tiempo es un verdugo inexorable y a veces no nos damos cuenta que ya se nos acaba. 

Ay, el tiempo, hay que aprovecharlo y a la mayor celeridad posible, no sea que cualquier día se apague inesperadamente la luz que nos lleve al silencio menos amado.










8 comentarios:

  1. Buenos días. Lo que yo daría porque alguien leyese hoy por lo menos el último párrafo. No basta con copiar, ni pegar, ni enviar. Es necesario algo más que yo intento transmitir y no soy capaz. Y mira que si en algo me conoces es en los ánimos que a los perdidos, extraviados o descorazonados intento dar, pero yo sola no basto. La otra parte es muy importante. La vida está cerca como bien dices, pero a veces no somos capaces de verla. Estamos ciegos. Perdona tan temprano esta "perorata", pero me encuentro a gusto compartiéndola contigo y me lo has puesto a hue... Feliz día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encanta que lo compartas, yo ya he tenido alguna experiencia en esa dirección y sé lo que es, y aunque no importa de que lado estés, el peor es el del que espera y la necesidad vital del que lo olvidó puede aparecer, desgraciadamente para él, cuando ya no hay tiempo. Una pena, querida amiga María Paz, pero pasa muy a menudo.

      Eliminar
  2. jajaja otra madrugada de escritos me haces reir quizas me pasa a mí también
    pero lo dejo para solo un minuto
    Recuerdo lo que vale la pena
    besitos me voy a dormir

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Feliz domingo amiga Mucha ... recordar siempre lo que vale la pena ... ese es mi lema, también.

      Eliminar
  3. Los temas recurrentes, también son los importantes. Escribe esto una y otra vez, que se lee que da gusto. Gracias por ello.

    ResponderEliminar
  4. Yo con mi hernia discal (y que no he salido muy bien de la cirugia y bla, bla...) creo que estoy haciendo prácticas para esa misión que perfectamente describes al principio del post. La vida parece que me está preparando para lo que viene. jeje!
    Feliz tiempo de juernes Enrique!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Animo, Little, seguro que saldrá todo bien ... el camino empieza ahora, en este momento, el recorrido hasta ahora solo es un aprendizaje.
      Feliz noche

      Eliminar