a:hover { text-decoration: underline;

martes, 3 de febrero de 2015

Tú no te dabas cuenta pero yo ya te quería …

robert_haeusser3

Fotografía de Robert Häusser ( 1924 - 2013 )

03 febrero 2015   - 2013-2010

Juan, que es como mi otro yo, muy afectado por la enfermedad de la Soledad, esa terrible compañera de muchos,  espontánea, poco aparente y, a veces, muy disimulada, se ha confesado conmigo a la hora del último café de la mañana:

Ella no se daba cuenta pero yo ya la quería desde antes de conocerla. Eso es lo que a mí me pareció el día que la conocí y lo que, seguramente, me hubiera gustado contarle en ese mismo momento. No sé si lo hice, pero no debiera nunca cansarme de hacerlo, entonces, ahora y siempre.

Andaba yo de vuelta ayer de mi encuentro culinario con mis amigos de siempre, mis amigos del Badalona, cuando desde una de las terribles nubes que hoy, desde primera hora de la mañana acechan nuestro cielo, se me lanzaba un tormentoso e increpante mensaje, en una especie de injusto juicio en el que me estaba viendo envuelto sin yo saber por qué: ¿Qué vida hubieras tenido de no ser por ella? Sin darme cuenta, dos cálidas gotas de agua milagrosa caían por una de mis mejillas buscando el bello del bigote hasta que su sal se ha metido en la comisura de mis labios y me ha devuelto a la vida y a la realidad. Junto al cristal de la ventana del coche, una señora, por cierto, de muy buen ver, de mi edad, más o menos, me miraba con dulce expresión preguntándome; ¿Le pasa algo? ¿Va a salir?, llevo un ratito aquí esperando y me pareció que Ud. no se movía – Si, si, ahora mismo salgo.

Ya en el semáforo de la Albufereta, pasando por delante de la Iglesia, me he acordado de esa torpe e injusta frase que algunos reparten en estúpida y magnánima señal de agradecimiento a una reconvertida relación no deseada y que debería haber puesto en el título de cualquier post dirigido a ella y a su delirante e inesperado, entierro. ¿Cómo se puede ser tan ingrato y tan insensato?

 

Le he dado un fuerte abrazo a Juan y me he hecho daño de tanto apretarme.

 

 Enrique Tarragó Freixes  -  (etf-etc-etl)

 Esta bloguería se publica, a la vez, en: http://bit.ly/1tVhOPd - (Página de enlaces)
 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario