a:hover { text-decoration: underline;

miércoles, 9 de julio de 2014

A veces creo que nada tiene sentido

oso solo un oso

http://bit.ly/1qkjknf

09 julio 2014

A veces creo que nada tiene sentido. En un planeta minúsculo, que corre hacia la nada desde millones de años, nacemos en medio de dolores, crecemos, luchamos, nos enfermamos, sufrimos hacemos sufrir, gritamos, morimos, mueren, y otros están naciendo para volver a empezar la comedia inútil. Seria eso, verdaderamente, ¿toda nuestra vida sería una serie de gritos anónimos en un desierto de astros indiferentes?

Ernesto Sabato



 
Las Cosas de Enrique #etarrago 
Enrique en Twitter
Enrique en Pinterest
Enrique TF en Google+
http://vozme.com/text2voice.php?lang=es



10 comentarios:

  1. La vida carece de sentido y no se ha hecho para comprenderla sino para vivirla y dárselo nosotros.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Agradezco tu comentario, FJT, así debiéramos entenderlo todos.

      Eliminar
  2. ¿Qué nos motiva a nosotros los humanos pensar así?

    Un beso Enrique.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es, realmente, una pregunta sin respuesta, Eva.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Lo cierto es que muchos pensamos eso, pero enseguida algo nos hace creer que todo tiene sentido. Será un autoengaño?, será ingenuidad?, será locura?, será inconsciencia?, será verdad?..................

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Influye en esa apreciación tan sutil, simplemente, el cristal del color con que afrontamos el día a día, amigo Antonio. Tienes razón, quizás sea un autoengaño.

      Eliminar
  4. En el fondo todos pensamos que hay algo que "se nos escapa". Un saludo,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ... y que quisiéramos saber, mimarzgz. A veces pienso que cualquier día se apagan los focos y me salen diciendo desde las entranas del poder oculto: ... "Sorpresa, sorpresa" o "Inocente, inocente"

      Eliminar
  5. Puede ser, Enrique, puede ser... Los terrícolas somos más raros que un perro verde. Tenemos un ciclo que se repite constantemente y nos deja un poco anonadados en nuestro caminar, haciéndonos preguntas pseudofilosóficas y de una simpleza, por otro lado, que nos parece inverosimil.

    Un abrazo, Enrique.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me he leído tres veces tu enriquecedor comentario, amigo Campillo y he concluído que, creo, tienes razón.

      Eliminar