a:hover { text-decoration: underline;

miércoles, 9 de agosto de 2017

La vida y su caprichosa voluntad, en cada beso, en cada abrazo



09 agosto 2017

Permítaseme hoy, ahora, un canto triste a la vida, esa que debiera ser eterna cuando se es feliz:


- Tengo un amigo, EKK, que estoy deseando que escriba en su Blog para, además de deleitarme con sus nuevas y siempre aleccionadoras experiencias urbanas, nos regala siempre una de sus típicas y ancestrales canciones del ayer y de siempre y que coloca, sabiamente, al final de cada una de ellas. 

- Hoy, mientras meditaba sobre la vida y la muerte, envuelto en la perdurable insistencia mental que determinados cuestiones ofrecen y que acaban volviéndose importantes, aunque no quieras reconocer que existen y que tendrás que afrontarlas, he vuelto a sentirme vulnerable por las cuestiones mas íntimas, por la música, por mi música y he caído, como siempre, en brazos de todo aquello que siempre se acaba imponiendo por encima de la edad, los sentimientos y de la misma y poco concreta situación que ofrece la ausencia de vida. 

- Miraba al frente, parecía que me hablaban pero yo no oía, estaba ausente, muy ausente, solo pensaba en ese momento que siempre nos regala ese estado al que solo se alcanza en esos momentos en que la vida se mueve y se escapa entre tus dedos hoy, especialmente, a puñados … me acordaba de mi amigo EKK  y sus canciones, las que todos escribimos con ellas, sin darnos cuenta, la historia de nuestra vida.

-  En cada conversación, cada beso, cada abrazo, se impone siempre un pedazo de razón.







2 comentarios:

  1. ¿Adonde está ese Gigante al que yo le escribí un cuento el otro día? ¿Cómo está hoy que contagiado por los días nublados se deja caer en brazos del más desalentador de los relatos? ¿Cómo estará ese cansancio para multiplicarse a cada frase a cada letra e incluso a cada nota de la canción más triste y melancólica? Claro que la vida se mueve, a veces demasiado. No deseo pensarlo, ni tan siquiera imaginarlo. Solo darte la mejor de las recetas. Acurrúcate a un lado para dejar que el temporal pase, yo solo te puedo prestar este soplo de aire, hoy algo más fresco, pero deseando que Alguien recargue de toda la energía vital que necesitas. Un abrazo fuerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. PIDO PERDÓN, AMIGA PAZ, SOLO SON PATALETAS DE UN NIÑO CASI SETENTÓN.
      ¿DÓNDE ESTARÁN? ... LOS AÑOS, Y RESULTA QUE ESTÁN AHÍ, ANTE MI, PIDIÉNDOME PERDÓN O AYUDA, NO LO SÉ, PERO MUCHAS VECES ME ENCANTA SUMERGIRME EN ESA TRISTEZA PROFUNDA, ESTIY A GUSTO AHÍ, SIN LLORAR, SOLO RECORDANDO, SOLO MIRÁNDOLES A ELLOS, A LOS AÑOS ... CUAN FELIZ FUI Y CUAN FELIZ SOY, ME MOLESTA Y ME GUSTA QUE HAYA TANTOS ANTE MI, TANTO COMO LOS MUCHOS QUE ME GUSTARÍA ESTAR.
      FELIZ VIERNES ... TAMBIÉN PARA TI, AMIGA

      Eliminar